Sendero fluvial Pasarela del río Mao (Ourense)

El último trecho del río Mao, afluente del Sil, es trepidante. Desciende unos 600 metros de desnivel en pocos kilómetros, formando rápidos y pequeñas cascadas por un serpenteante y estrecho valle. Una pasarela de madera suspendida a mitad de ladera acompaña, desde las alturas, tan trepidante discurrir hasta su desembocadura. El sendero (dos kilómetros de recorrido plano) parte de La Fábrica, una vieja central eléctrica convertida en albergue.

El último trecho del río Mao, afluente del Sil, es trepidante. Desciende unos 600 metros de desnivel en pocos kilómetros, formando rápidos y pequeñas cascadas por un serpenteante y estrecho valle. Una pasarela de madera suspendida a mitad de ladera acompaña, desde las alturas, tan trepidante discurrir hasta su desembocadura. El sendero (dos kilómetros de recorrido plano) parte de La Fábrica, una vieja central eléctrica convertida en albergue.